Episodio 123 – Responda otra vez

Hoy en El Podcast Desde El Sofá hablaremos de las semifinales de conferencia en los PO de la NBA, de qué si no vamos a hablar?!?!?!?

Bueno, al final hacemos un repaso al movimiento de banquillo que está habiendo en la NBA y acabamos con un par de recomendaciones de lujo, un libro y una serie.

Puedes también oirnos en iTunes,en iVoox y en YouTube. También puedes preguntarnos lo que quieras en nuestro Ask.

PO Desde El Sofá (I): El interruptor está encendido.

Los Warriors ganaron cómodamente (113-92) el primer partido de estos Playoffs 2018, y por una noche al menos, disiparon las dudas que habían levantado en el tramo final de la temporada: su defensa brilló, con el nivel de esfuerzo y compromiso de las grandes ocasiones y la competitividad que no siempre hemos visto en ellos este año, por fin estuvo presente.

Los jugadores de Golden State fueron demasiado grandes y rápidos (difícil ganar en ambas) para los Spurs, y se deshicieron de ellos con bastante facilidad, sin necesidad de fuegos artificiales. Cimentaron el triunfo en el trabajo cerca de su propia canasta, por lo que no tuvieron que brillar en exceso al otro lado de la pista para llevarse la victoria.

Kerr empezó la serie con sorpresa sacando a Iguodala y McGee de titulares junto a las tres estrellas sanas del equipo, quinteto que curiosamente estaba inédito esta temporada. El tamaño y la longitud de este grupo fueron demasiado para los Spurs, y la punta de lanza al principio, fue el díscolo McGee, que comenzó con 4 de 4 en tiros de campo, y una impoluta defensa sobre Aldridge, que no veía la luz del día detrás de los largos brazos de JaVale.

La primera decisión de Popovich (quién sabe si influido en algo por el cambio de quinteto en GSW), fue poner a Danny Green sobre Draymond Green, con la idea de que quedara como hombre libre, sin intención de defenderlo demasiado. El que se aprovechó de esto fue Durant, que cubierto por Anderson, lograba forzar cambios al bloquear sin balón a Thompson, que le dejaban emparejado con Mills, sobre el que anotaba con extrema facilidad.

San Antonio no lograba llegar a la pintura de Golden State, ni crear separación alguna para tirar, y a los tres minutos y medio, Pops pedía el primer tiempo muerto de estos Playoffs. No sirvió para mucho, porque a la vuelta, los Warriors se seguían divirtiendo jugando para McGee y aprovechando los cambios incondicionales de la defensa de San Antonio para anotar desde el poste. Lo único que revitalizó a San Antonio fue la entrada de Ginobili, que era el único capaz de atraer fuera de su sitio a la ayuda para crear una ventaja, mientras Durant lideraba a los compañeros que habían salido del banquillo. San Antonio finalizaba el primer cuarto 11 abajo, y anotando tan sólo 17 puntos, tres de ellos de Manu sobre la bocina tras robar un balón y cruzar toda la pista. Un desastre que nos trajo de vuelta al Pops más arisco y lacónico en la entrevista con Lisa Salters.

En el segundo cuarto Gay también insufló algo de vida al ataque de San Antonio, pero los Warriors respondían con canastas fáciles, fruto de la malísima comunicación defensiva de San Antonio en los cambios, que increíblemente, parecían un equipo poco preparado para el rival y el escenario. Aldridge pudo anotar algo al volver a pista y encontrarse a David West, y el acierto en triples de San Antonio mantenía el partido a una distancia remontable, pero las impresiones eran de que, dijera lo que dijese el marcador, la diferencia entre ambos equipos era inmensa. La vuelta de los titulares Warriors a cancha para cerrar el periodo volvió a fortalecer la defensa, y bloquear de nuevo a San Antonio, que metieron sólo un tiro de campo en los últimos minutos, y se marcharon al descanso 16 abajo, con otro premio (casi) sobre la bocina en forma de tiros libres para Rudy Gay.

Insertando al alero como titular en la segunda parte en lugar de Slow Mo Anderson, que apenas jugó, y no resultó efectivo cuando lo hizo, buscando a McGee en movimiento poniéndolo en el p’n’r (en lugar de atacarlo con Aldridge de espaldas) y siguiendo con el acierto desde el triple, San Antonio tuvo sus mejores minutos para abrir el tercer periodo, pero la diferencia apenas menguó porque coincidieron con el Klay más inspirado, que provocó 3 faltas de Dejounte Murray en apenas dos minutos. Popovich, hizo algo muy particular, ya que después de la segunda de ellas, le mandó al banquillo por una posesión para comentarle algo rápidamente, y le devolvió a pista de inmediato. Pero con la tercera seguida (cuarta en total del partido hasta el momento para él), que al menos ya no fue de pardillo, no tuvo otra elección que volverle a sacar del partido. Thompson seguía sin fallar, y la ventaja llegaba a la veintena, con Popovich enarbolando la bandera blanca, literalmente, sacando a Derrick White, a pista antes de que acabase el tercer cuarto, que se cerró con triples de Draymond Green, mejor en defensa que en ataque.

Los Warriors mantendrían a los titulares un poco más en pista, pero el partido estaba efectivamente finalizado. Klay acabaría con 27 puntos en 11/13 en tiros de campo, Durant con 24 a la chita callando, y McGee con 15 en apenas 16 minutos en pista: funcionó tan bien que se ve que Kerr lo quiere en pequeñas dosis. Los Spurs fueron liderados por Gay con 15 puntos y tanto él como LaMarcus casi se marcan un “más tiros que puntos”.

A San Antonio le costó muchísimo anotar, y parecieron un equipo débil y otra velocidad que su rival. No aprovecharon la baja de Curry en absoluto, ya que no penalizaron los quintetos con malos tiradores de los Warriors, concediendo en su lugar emparejamientos flácidos, cuando no directamente fallidos, en los que prácticamente regalaban puntos a los Warriors. Mucho tendrá que pensar estos días Popovich, desde el estilo de juego hasta la rotación, para evitar otro correctivo como este.

Sofi del día: Nick Young no estuvo en la rotación hasta que llegaron los minutos de la basura… y si la justificación para hacerlo es el look con el que se presentó al Oracle… nos parece más que correcto:

Episodio 114: Con dos partidos

En El Podcast Desde El Sofá de hoy hablamos de dos partidos, del Lakers v Sixers, para debatir al respecto de sus plantillas jóvenes y su futuro.

Luego analizamos el tremendo Celtics v Warriors, es decir, el partido entre los dos mejores equipos de la liga (bueno… Morey mediante), sobre todo del trabajo de Stevens en la franquicia de Nueva Inglaterra.

Tenemos nuestra dosis de Las Gotitas del Knickerfucker y acabamos con algunas recomendaciones molonas, como siempre vamos.

Puedes también oirnos en iTunes,en iVoox y en YouTube. También puedes preguntarnos lo que quieras en nuestro Ask.

Hola baloncesto vol. 2017

Hemos llegado al día que todo el mundo tenía en el calendario marcado con rojo, verde, azul, negro, da igual el color, simplemente marcado. Es este día cuando la NBA empieza, con ella empezará a girar todo el imperio baloncestístico que ello conlleva y hoy en día, el circo es cada vez más y más grande.

A partir de esta madrugada, cuando en el Quicken Loans Arena, The Q para los amigos la bola vaya al aire, tendremos por delante 1230 partidos de puro espectáculo donde el objetivo para todos será destronar a Golden State Warriors en una tarea que parece más difícil que pasarse el Battletoads, pero esta liga está llena de alicientes, cosas como…

Kyrie en Boston
Hayward en Boston
Kyrie con Hayward
Melo en OKC
George en OKC
Westbrook con Melo y George
Paul en Houston
Paul con Harden
Swaggy P en Oakland
Swaggy P con JaValee
los nuevos rookies
ver a Embiid…jugar (?)
las nuevas camisetas
las nuevas camisetas que aún no han enseñado
las nuevas pistas
los nuevos Wolves
los nuevos Cavs
los nuevos Rockets
los nuevos Thunder
los viejos Spurs
Kawhi Leonard en modo MVP
los tanques por la 5th Ave.
la barba de Teodosic
el último año de ver tanques por las pistas
el nuevo formato del All-Star Game
el Jumpman en la camiseta de Hornets
el evitar los spoilers
nuestro SofiAlert
nuestro Podcast
comprobar si acabaremos jugando en Bulls
ZBo y Carter en Kings
Warriors en modo Warriors
Un clásico: Curry en modo NBA JAM
el primer triple doble de Ball

y así hasta una lista de pequeños detalles, todos listos para disfrutar…

NBA China 2017 – Día 1: Media Session

Oriental Sports Center – Shanghai
Viernes-Sábado

Llegaban ambos equipos a Shanghai pasada la medianoche del Jueves tras el partido disputado en Shenzhen y a pesar la hora cientos de fans chinos esperaban tanto en el aeropuerto como a las puertas del hotel Ritz Carlton. Esta semana, la Golden Week china, supone vacaciones para muchos trabajadores chinos y Shanghai es un típico destino turístico para muchas familias que se acercan a la ciudad más grande del país a visitar a sus hijos, que trabajan aquí. NBA China decidió establecer la Fan Zone a los pies de la Pearl Tower y alojar a sus jugadores muy cerca, por si acaso no había suficiente aglomeración de gente en el área.

Ligero entrenamiento el viernes, acreditaciones para la prensa y eventos publicitarios para muchos jugadores. No es de extrañar que tanto Thibodeau como Kerr hayan destacado en el media day del sábado que lo más importante de este viaje, para los equipos, es crear buen ambiente en las plantillas y hacer equipo.

El sábado por la mañana se repetía el patrón, eventos individuales, fotos de equipo frente al skyline de Shanghai y los compromisos con prensa y fans en el magnifico Oriental Sports Center, un pabellón como hay pocos en Euroliga y que aquí se utiliza para eventos de segundo nivel. Un aparte, cada vez que se habla de equipos europeos en NBA y comparo los resultados del partido de Londres con la gira por China, más lejos lo veo allí y más creo que la expansión llegaría antes aquí.

El evento con los fans fue un mini All Star repleto de estrellas chinas: actores, cantantes, djʼs… que nadie conoce en occidente y que haciendo equipo con los jugadores participaron en concursos de triples y habilidades para lucimiento de #ChinaKlay, Curry y KD. Los Wolves, a pesar de contar con estrellas de la liga están todavía a años luz de ese trio.

Los encuentros con la prensa tuvieron el mismo contraste, unos Timberwolves mucho más accesibles por la menor fama de sus jugadores se encontraron mucho más tranquilos que los Warriors y su personal de seguridad, siempre al tanto de evitar que nos acercáramos a molestar a Nick Young comiendo patatas fritas tumbado en un banco.

Os dejo las declaraciones más completas en el vídeo pero en corto: Thibodeau se mostró tranquilo con la química del equipo y Wiggins no quiso valorar su contrato o el liderazgo dentro de la plantilla con las llegadas de Butler o Teague. Jamal Crawford, que no tenía compromiso de prensa, se mostró muy amable con todo el mundo comentando lo que supone el salto de Los Angeles a Minnesota.

Llegó el turno de los Warriors. JaVale McGee, que se ha convertido en la estrella mediática de la gira fue el primero en aparecer con su riñonera de LV tomando el control de la pista hablando de los fans chinos. En un tono más relajado Kerr ironizaba sobre el trabajo realizado durante el viaje y se mostraba preocupado con situación física del equipo a 10 días del arranque la temporada. Steph Curry habló de su agria polémica con Trump y sus nuevas Zapatillas cuando apareció Klay Thompson que tiene claro que China es su mercado y luciendo Anta atendió a los medios durante más de 10 minutos.

La agenda del día terminó con el evento de NBA Cares bajo la Pearl Tower donde los Warriors dieron un clinic a un montón de jóvenes jugadores.

Pensamientos impuros antes del quinto

Antes que nada os tengo que decir que esto que vais a empezar a leer no es para nada una previa del quinto partido de LOS FINALES, no, son simplemente una serie de pensamientos, en su mayor parte impuros, de cara al partido que vamos (bueno, vais o van…quienes lo vean en directo) a vivir esta próxima noche en La Bahía con 3-1 por delante para Warriors. Dicho esto y hecha la aclaración vamos para allá hasta que la inspiración se acabe.

3-1. Eso es lo que ahora mismo probablemente tengamos todos en mente. Muy familiar, misma situación que el año pasado donde recordemos que primero ganó, medianamente fácil Warriors los dos primeros, para volver a Cleveland donde Cavs ganó el primer partido en The Q, metiendo en 2-1. Luego llegó el cuarto partido, todo el mundo esperaba el 2-2 y entonces ganó el equipo de Kerr y pasó esto:

¿Os acordáis? Por esa jugada, bueno y por los precedentes que había tenido ya Green, la NBA decidió sancionar al jugador de Golden State con un partido de sanción. El consenso general es que Warriors no cerró la serie y con ello el anillo debido al impacto que tuvo en el equipo esa jugada, esa sanción… lo que pasó después, todos lo sabemos ya.

Ahora todo es diferente, probablemente (y si no hay sorpresa de aquí a la madrugada) Draymond Green jugará y Kevin Durant seguirá jugando en Warriors… Todo cambia.

Pero de nuevo todos tenemos en mente lo que pasó el otro día, cuando justamente en todas nuestras mentes estaba la escoba y el 4-0 en ella. Cleveland Cavaliers hizo un partido histórico, así de claro y brutal. Números que no se habían visto antes en PO, números que o bien haces eso o bien no puedes contrarrestar el equipo que tienes delante. ¿Qué probabilidad hay de repetir eso o mejorarlo? Las matemáticas y las experiencias previas nos dicen que es complicado, difícil y todo lo que queráis pensar, pero no imposible y sí, puede volver a pasar. Si esto fuera así, los fantasmas volverían a aparecer y se volvería a Cleveland igual que el año pasado, 3-2, las espadas en todo lo alto y con la sombra de otro Game 7 a la vuelta de la esquina… Esto es como el tenista que lleva el set 5-0 y empiezan a remontarle… llega el 5-4 y tienes más posibilidades de perder que otra cosa.

Con lo cual hay que pensar muy impuramente en que probablemente esta noche sea EL PARTIDO para Golden State. Si gana hoy, está claro, campeones de la NBA, si lo pierde… es muy probable que asistamos a ese momento que tanto nos gusta llamado Game 7, o el tie break del ejemplo anterior. Por eso, un servidor piensa que vamos a ver a unos Warriors muy parecidos a los dos primeros partidos, sobre todo a las partes finales de estos, donde van a intentar cerrar todo.

¿Qué hará Cavaliers? Aquí lo tengo bastante claro. Van a intentar que el G5 sea la combinación del partido de la otra noche en Cleveland, tirando mucho de 3 y esperando que entren y seguir dejándolo todo a la inspiración de Irving. De James ni hablo, va a hacer partidazo pase lo que paso tanto en su equipo como en el otro.

Intentar controlar el ritmo va a ser clave. En el cuarto partido vimos un ritmo totalmente diferente, más lento, con Cleveland llevando ese tempo que tanto querían y no vimos a los jugadores de Cavs asfixiados como fueron en los dos partidos anteriores, eso tiene que mantenerse esta noche si Cleveland quiere llegar al final del partido con opciones de conseguir devolver de nuevo la serie a Ohio. Si por el contrario, Warriors corre como quieren van a tener mucho recorrido, pero para esto van a tener que dominar el rebote defensivo para así poder salir rápidamente a la contra y en los dos últimos partidos Kevin Love y en menor medida Tristan Thompson estaban llevando mucho de los rebotes en la zona de Cavs.

Los secundarios de Cavs. JR Smith volvió a ser jugador de baloncesto en los partidos en The Q. Para que las posibilidades de Cleveland, los cuales siguen sin ganar ningún partido en el oeste contra equipos de PO, de ganar algo en el oeste suban, nacesitan mucha aportación por parte de los jugadores de banquillo o por decirlo de otra forma, por parte de los que normalmente no aportan, como pueden ser JR o si me apuráis el propio Love, Korver o incluso Shumpert, así como Thompson en el apartado de coche escoba, recogiendo todo lo que cae en el rebote. Pero también la gente de Warriors debe dar un paso adelante y no hablo tampoco de los 4 que tenemos todo en mente, sino que los minutos de Pachulia no sean un caos, que Iguodala meta su tiro y que Livingston no amase tanto el balón cuando lo tiene para no bajar el ritmo que debe coger Warriors.

Todo esto es muy bonito, sobre el papel el ambiente que se va a vivir esta noche va a ser tremendo, cómo lo fue el año pasado este 5o también disputado en el Oracle, este año Warriors va a tener para el primer match ball a Green y sobre todo a un KD que está a un nivel sobre humano y casi por encima del bien y del mal. Pero en el G4 vimos como Jefferson le defendió medianamente bien y digo medianamente pq siempre que quería Durant se iba de él, pero ey, algo es algo y como siempre he oído, más vale esto que nada.

Pensamientos muchos y seguro que de aquí a mañana que vea el partido se me ocurre algo más… como a lo mejor no ponerme ninguna camiseta de ninguno de los equipos para no gafarlos, como (confieso) pasó en el G4, ahí lo dejo…